viernes, 9 de junio de 2017

Astorga y sus comarcas: desconocido universo de creadoras. Compilación de la serie.

¿Cuánta gente es consciente de lo poco que se sigue visibilizando a las mujeres en el campo de la creación? ¿Del poco espacio que se les dedica en los medios de comunicación, en los medios oficiales o no, para dar a conocer su trabajo? Proyecto muy interesantes que pasan desapercibidos, programadores que ignoran su trabajo, salas que no se les abren con la misma facilidad que a ellos. 
Y no me vale el ejemplo de aquellas pocas que han tenido suerte de llegar en el momento adecuado al lugar adecuado, no me vale el ejemplo de quien día a día, además de su proceso creativo se están dejando la piel en difundir el mismo, porque a la hora de pensar en ellas y en visibilizarlas siempre se nos vienen a la mente muchos más nombres masculinos que femeninos. Y no porque haya más ni porque tengan más calidad sino porque siguen teniendo más tiempo para hacerse visibles en los circuitos más sociales que artísticos y paralelos a ello. Sin contar con el hecho de que la mayoría de quienes programan son hombres , en muchas ocasiones, se conforman con tirar de aquellos a quienes conocen sin tratar de ir más allá. 

Esto es algo de lo que llevo muchos años dándome cuenta, y por ello mientras he tenido capacidad para programar he tratado de equilibrar la balanza , cosa que no siempre ha sido fácil. Aunque si algo me ha permitido ha sido descubrir como tanto Astorga como sus comarcas, albergan a un importante número de creadoras con un tremendo potencial artísticos y a las que es necesario visibilizar. 
Algunas nacieron en estas tierras, otras se instalaron en ellas por diferentes motivos. Pero en todos los casos respiran arte por cada poro de su piel. En el primer caso son mujeres que crecieron, jugaron entre estas calles y plazas, en los pueblos próximos y sus campos; que estudiaron en sus escuelas,… Y todos estos entornos fueron alentando en ellas el espíritu creador con el que un día vinieron al mundo decantándose, según el caso,  por la música, el baile, la literatura, el teatro o las artes plásticas.
Sentían dentro de ellas la necesidad de expresarse, de expresar la belleza, el dolor, las injusticias,…, de contagiar  con su arte la alegría o de proporcionar esa chispa de reflexión sobre lo propio o lo extraño. Aprendieron a sacar de sí mismas la belleza y el arte que la vida nos ofrece y a buscar la forma más idónea de compartirlo. Para hacerlo tuvieron que irse lejos. Algunas se fueron y se quedaron. Otras  retornaron para compartir el arte que habían madurado.
En el segundo caso llegaron a estas tierras por diferentes motivos. Eligieron quedarse en ellas y en ellas crean, con las mismas aspiraciones que las primeras. En todas las circunstancias, la mayoría de las veces, lo hacen de espaldas a una población y unas instituciones que se empeñan en ignorarlas.
Y ante esta circunstancia, como contribución personal al mes de marzo, decidí crear esta serie de artículos cuyo  objetivo de esta serie de artículos cuyo objetivo es precisamente ese,  visibilizarlas, darlas a conocer, saber qué piensan, qué sienten y qué es lo que quieren mostrar con su arte. Porque cualquier faceta artística implica una forma de expresión que no está del todo completa sin un receptor al otro lado del canal. 

A esta tarea difusora se unió Astorga Redacción que me han dado, de mil amores, el soporte necesario para que ese trabajo emprendido llegue a mucha más gente, oportunidad que tengo que agradecerles sinceramente. Afrontar esta serie me ha hecho ver que son muchas más de las que yo creía y se va creando una fantástica red en las que unas visibilizan a las otras. Así que, al menos por unos meses seguiremos adelante con el trabajo. En semanas alternas, pero ahí estaremos. 

Y en esta entrada podréis encontrarlas a todas agrupadas. Es un primer acercamiento que espero poder ir ampliando poco a poco con cada una de ellas.

¡¡¡Muchas gracias por vuestro interés!!! 

Aquí todos los enlaces a los artículos: 

No hay comentarios:

Publicar un comentario